¿Qué es la salud mental y por qué hay que prestarle atención? Parte 2

Ya hablamos de ella y en parte la comprendemos mejor pero, la salud mental es más compleja de lo que creemos ¿qué implica darle un manejo irresponsable?

De tabú a tendencia

Si identificaste que algo está mal y buscaste ayuda, ya diste el primer paso. Terapia, meditación o simplemente hablar con alguien puede resultar muy significativo para resolver o dar luz sobre lo que puede estar pasando. Pero, no podemos clasificar qué o cómo resolver una alteración en tu salud mental, lo que le sirve a unas, no le sirve a otras. Sin embargo, todas debemos ser cuidadosas con a qué sometemos a nuestro cuerpo o al menos conocer las consecuencias de hacerlo.

Es por eso que, hay que mencionar las ligerezas del sistema de salud, las estrategias irresponsables de grandes farmacéuticas y de la moda de problematizar situaciones cotidianas para crear más resistencia y más «soluciones».

Se «medicaliza» la frustración, el desengaño, la desilusión y los sucesos normales de la vida: la tristeza, el aburrimiento, las decepciones, la soledad, los sentimientos, las desilusiones amorosas. Se pretenden mitigar con drogas los efectos de situaciones sociales, profesionales o de relaciones interpersonales y así nos convertirnos sistemáticamente en pacientes.

MAXIMA ONLINE

En México, el presupuesto asignado a la salud mental corresponde al 2% del gasto total en salud. Y, aunque los trastornos mentales están cada vez más presentes en el día a día de las personas, la salud mental no encabeza las listas de prioridades. Eso no significa que no existan buenas propuestas o que se trabaje por mantener el bienestar de la población pero, nos faltan recursos y capacitaciones para afrontar esta problemática más preparados.

Ahora, sin duda hay una afectación que sobresale por encima de las demás, la depresión. La depresión es el principal problema en materia de salud mental pública por ser el principal padecimiento que afecta a las personas de entre 14 y 35 años y, sobre todo, por ser la primera causa mundial de suicidio y la cuarta como discapacidad, en relación con la pérdida de años de vida saludable. Y para este trastorno en específico, se recetan antidepresivos.

La discusión alrededor de los antidepresivos lleva años y aunque son un gran negocio que se promueve para beneficio económico, han ayudado a miles de personas que no logran conciliar algún problema de salud mental por otras vías. Siendo así, es importante enterarse bien, leer conocer de dónde vienen y cómo son fabricados.

Préstale atención

Te recordamos qué debes tener en cuenta antes de enfrentar casos relacionados con la salud mental:

  • Aprende a identificar las señales de alerta. La Guía de evaluación y manejo publicado por la OMS incluye a detalle trastornos, síntomas y tratamientos.
  • Antes de aceptar algún tipo de prescripción, busca las contraindicaciones del medicamento, efectos secundarios y componentes. Puedes utilizar herramientas como Drug Bank o Medline plus.
  • Promueve la investigación de otras prácticas para tratar trastornos mentales como la terapia hablada, los extractos naturales o la meditación.
  • No trates de minimizar el problema, si no te sientes bien, toma acciones.

Tres perspectivas

«Salud mental para mi es estar tranquilo, sin tristezas, sin tormentos. En paz. Que puedas vivir el momento a plenitud sin pensar en el futuro o pasado. También, creo que como la panza aveces nos duele y vamos al doctor, nuestra cabeza y nuestras emociones también se pueden atender con un doctor, es tan normal como un dolor de panza»- Yunuen Ma, Tribu Victoria147

«Creo que fue algo por lo que nunca me preocupé, nunca le presté atención hasta que me paralicé en el trabajo. Después, supe que había tenido un ataque de ansiedad. Fui a un psiquiatra, me mediqué, cambié hábitos y ahora sé cómo controlarlo»- Mariana Gonzáles, Tribu Victoria147

«Evidentemente la demanda sobrepasa los servicios por lo que es importante seguir promoviendo espacios de atención así como la importancia en la prevención a nivel poblacional. Si tomamos un comparativo de atención de la última década, los protocolos de atención en instituciones de salud se han beneficiado de la investigación científica por lo que los tratamientos hoy en día presentan una mejora tanto en calidad como en tiempo de atención y mejoría de sintomatología atendida. No dejemos de atender la salud mental como parte fundamental de la salud integral de los individuos.»- Marianna Escobar Pacheco, psicóloga de profesión.

¿Quieres contarnos tú experiencia?

Deja en los comentarios tu experiencia con la salud mental. Son bienvenidas todas las historias, ya sea una propia, de algún allegado o que te hayan confiado.

*Este artículo es la segunda parte de un especial de Salud mental

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to top